Bicicleta de downhill
Foto: Saracen

¿Qué es una bicicleta de descenso?

La bicicleta de descenso o downhill, como su nombre lo dice, está construida para bajar la montaña a altas velocidades y soportar el castigo extremo.

Están equipadas con la más alta tecnología, enfoca primordialmente en una doble suspensión que le brinde un desplazamiento capaz de absorber impactos a alta velocidad. Son especialmente hábiles para conquistar terrenos difíciles a altas velocidades. Sin duda, una bicicleta especializada en proporcionar adrenalina al ciclista.

Bicicleta de descenso
Foto: Fraser Britton

Dado que la disciplina de Downhill se realizan en cursos con pendientes pronunciadas a muy altas velocidades, en donde es difícil evitar los obstáculos, tanto la bicicleta, como el “downhillero”, son propensos a recibir una paliza durante sus recorridos. Razón por la cual, sus cuadros son extremadamente resistentes y están hechos de materiales de alta resistencia, generalmente aleaciones de aluminio, fibra de carbono e inclusive de titanio.

Características de las bicicletas de downhill

Manubrio o manillar

Manillar para Downhill
Foto: Pro

Se utiliza manillar largo y con doble altura, que si bien aumenta ligeramente el peso respecto a los manubrios rectos, es más adecuado para conseguir una posición más agresiva.

Otra característica de los manubrios para Downhill, es que suelen ser más anchos (hasta 800mm), lo que permiten mayor control durante el descenso en zonas que requieren de pericia y mucha técnica. La altura del manillar también facilita que el ciclista cargue su peso hacia la parte trasera de la bicicleta, lo que permite mayor estabilidad, control y comodidad durante el descenso. El diámetro de estos manubrios, generalmente es de 31.8mm.

Cuadro

Cuadro para Downhill
Foto: Canyon

Los cuadros de descenso poseen una geometría diseñada para manejar el estrés que supone conducir sobre terreno muy irregular y con obstáculos: rocas, caídas, saltos, etc.

La geometría de la bicicleta es más holgada, con lo que se consigue situar al ciclista mucho más atrás, para lograr una mejor conducción en terrenos difíciles. El ángulo del tubo de dirección o head tube es más suelto (65° o menos), suele sobredimensionarse para obtener mayor rigidez y resistencia, y en algunos casos, el ángulo del tubo de dirección es ajustable para adaptar la bicicleta al estilo de conducción del ciclista.

La distancia entre ejes es larga -más de 45” o 1143 mm-, lo que asegura una mayor estabilidad, pero se sacrifica precisión en los giros cerrados. 

Los cuadros son siempre de doble suspensión: en la horquilla, y en el cuadro. El recorrido de la suspensión (trasera y delantera), suele ser de 200mm. Esto permite máxima absorción del impacto, permitiendo un trayecto relativamente estable y controlado.

Las bicicletas de descenso suelen ser bastante más pesadas que una bicicleta de montaña tradicional. Sin embargo, el peso de la bicicleta no suele ser un factor tan determinante como en otras disciplinas que incluyen ascensos.

Las ruedas

Rueda para Downhill
Foto: Trevor Worsey

Las bicicletas de descenso utilizaron ruedas de 26 pulgadas durante años, al igual que el resto de las MTB. Sin embargo, las tendencias han impulsado el uso de las 27.5”, y con las modificaciones a las reglas de competición de la UCI, ahora algunas marcas están experimentando con ruedas de 29 pulgadas. 

Así mismo, se prefiere el uso de neumáticos anchos (2.5” o 63.5mm e incluso mayor) y con tacos que si bien pueden ser de distintas configuraciones que respondan a los gustos del ciclista y las necesidades del curso, preferentemente serán de tacos separados, ideales para el terreno sinuoso.

El número de radios suele ser de 32 o más, ya que más radios, significa evitar el tener que ajustar la rueda con mayor frecuencia.

Los ciclistas de descenso suelen inflar sus neumáticos a una presión más baja para mantener la tracción en superficies sueltas y absorber mejor el impacto, y estos neumáticos a menudo usan una carcasa resistente a los pinchazos. 

Al igual que el resto de una bicicleta de descenso, las ruedas están diseñadas principalmente para recibir castigo sin fallar.

Velocidades

Cambios para bicicleta de Downhill
Foto: Canyon

Generalmente, las bicicletas de descenso están equipadas con 7 a 10 marchas, con tendencia al uso de sistemas monoplato. El uso de un solo plato, además de reducir una fracción de peso, elimina el uso de desviador delantero y por lo tanto un punto de posible falla.  

Debido a las exigencias a las que son sometidas, las fuertes caídas y los encuentros con objetos inamovibles, generalmente tienen una guía de cadena para evitar el descarrilamiento y protecciones en el monoplato. Además, en la actualidad, algunos fabricantes están experimentando con cajas de cambios internos para mejorar la confiabilidad.

Frenos

Frenos de disco para Downhill
Foto: Avid

Los frenos deben ser lo suficientemente potentes como para detener a los ciclistas de forma rápida y segura. Por lo que actualmente, en su mayoría cuentan con sistema de frenos de disco, de al menos 8 pulgadas el rotor e hidráulicos de cuatro pistones, con lo que se asegura un frenado preciso.

Ventajas y desventajas de las bicicletas de descenso

Ventajas

  • Son bicicletas sumamente resistentes
  • Estas bicicletas se equipan con la más alta tecnología en la industria
  • Son bicicletas super divertidas (en descenso)

Desventajas

  • El peso, pueden pesar más de 18 kg fácilmente 
  • Pueden ser incómodas y poco eficientes cuando no se usan en descensos
  • El costo de la bicicleta y sobre todo el de los componentes de gamas medias y altas
Bicicleta para descenso
Foto: Canyon

Para quién son ideales las bicicletas de downhill

Las competiciones de Downhill, son sin duda, el pináculo del ciclismo de montaña y son extremadamente bellas, llenas de tecnología y adrenalina. Dicho esto, solo querrás comprar una bicicleta de descenso si estás específicamente interesado en la práctica de esta disciplina.

Bicicleta Downhill
Foto: Fraser Britton

La geometría del cuadro está diseñada para una pendiente cuesta abajo, por lo que es menos que apto para otros tipos de ciclismo, mucho menos para la escalada y en la ciudad, yo no me atrevería a asegurarla en ningún sitio por más de dos minutos por medio a ser robada, porque sin duda son bicicletas bellamente diseñadas y sumamente especializadas para un terreno específico, lo que las hace costosas.