Llantas tubeless

Pros y contras de los sistemas tubeless para el bikepacking

En este artículo analizamos las ventajas y desventajas, tanto de las llantas tubeless y con cámara, desde el punto de vista del bikepacking. Si estás pensando en tubelizar tu mtb, te recomendamos leer nuestro artículo enfocado a tubeless vs cámara en el ciclismo de montaña.

Pese a que los neumáticos con cámara siguen siendo mayoría en el mundo del bikepacking, el tubeless viene pisando fuerte y con intención de ir ganando terreno como la alternativa por excelencia para las aventuras en bici.

Reparando llanta tubeless

Antes de optar por uno u otro, es importante conocer las cualidades de cada uno de los sistemas y priorizar. Hay que tomar en consideración desde el tipo de terreno por donde vamos a rodar, la comodidad en ruta, la tracción que necesitarás y hasta el país, o países, que vas a explorar.

En términos generales, el bikepacking es una aventura que puede durar desde una sola noche hasta periodos largos de tiempo, pero siempre tratando de ser lo más autosuficiente posible. Las bolsas de bikepacking donde cargaremos nuestro material y comida nos ofrecen una capacidad de carga limitada, por lo que es necesario seleccionar muy bien el material que mejor nos convenga.

Ya sea que estemos pedaleando por una carretera asfaltada o recorriendo algunos caminos de tierra, bosques o singletracks, la elección de tubelizar o no los neumáticos tiene una influencia significativa en la conducción. Los neumáticos tienen un impacto directo en términos de comodidad, rendimiento, estabilidad y eficiencia permitiéndonos una mejor experiencia en nuestra aventura dependiendo de la elección.

Experiencia bikepacking con cámara de aire

Cámara de bicicleta y parches

Los neumáticos con cámara son los más comunes alrededor del mundo. Una gran parte de las personas viajando sobre ruedas los prefieren debido a su bajo coste y buen rendimiento en largas jornadas de poca complicación técnica. Asimismo, también quienes recorren largas distancias, pedaleando por países menos desarrollados optan por esta opción debido a su disponibilidad en cualquier parte del mundo.

Aunque cada vez es más frecuente que las bicicletas diseñadas para bikepacking vengan equipadas con rodados tubeless ready, estas vienen montadas con cámaras de aire, debido a la vida útil del propio líquido sellante. Además, es importante mencionar que el tubelizar los neumáticos implica un gasto extra.

Si somos de los que optamos por pedalear a través de lugares más remotos, por pistas, bosques o terrenos más técnicos, la posibilidad de pinchar aumentará con el uso de cámaras. Muchas veces las condiciones dificultan la tarea de localizar y reparar la cámara pinchada. En condiciones de buen clima podemos ir buscándola con paciencia tratando de sortear la suerte; sin embargo, no así cuando las condiciones climáticas son adversas.

Otro inconveniente de utilizar neumáticos con cámara al rodar por terrenos irregulares es que la rueda tendrá que ir más hinchada para reducir la posibilidad de pinchazos. El problema es que el agarre no será el ideal para terrenos sueltos que requieren mayor control y técnica.

Pros y contras del uso de cámara en el Bikepacking

Pros

  • Su mantenimiento es relativamente económico
  • Disponibilidad de cámaras en cualquier parte del mundo
  • Buen rendimiento en jornadas de cicloturismo sin complicación técnica
  • Fácil de reparar

Contras

  • Incrementa la probabilidad de pinchazos al llevar más peso
  • Es necesario cargar con una cámara de repuesto y kit para reparar pinchazos
  • Algunos pinchazos puede llegar a ser difíciles de localizar
  • Penalización en el rendimiento en terreno irregular o muy suelto

Experiencia bikepacking con tubeless

Kit de reparación tubeless

Con las ruedas tubelizadas tendremos menor probabilidad de pinchazos, pese a que en ocasiones puede convertirse en un verdadero dolor de cabeza. Cuando andas en bicicleta por terrenos más técnicos, existe una alta probabilidad de perforar el neumático con un objetivo afilado. Una piedra, un clavo o cualquier otro elemento que pueda causar daño en nuestra cubierta.

Si la perforación no es de tamaño considerable, el líquido tubeless entrará en acción sellando el orificio. Si, por el contrario, el daño es un poco más grande, puede ser el comienzo de un quebradero de cabeza; sobre todo si nos encontramos en algún país donde las ruedas tubeless y su kit son difíciles de encontrar.

Una ventaja importante de los neumáticos sin cámara es la posibilidad de usar presiones más bajas de aire, lo que permite una mejor tracción en terreno suelto o con demasiadas rocas. De igual manera, una menor presión también puede ofrecer una mejor experiencia en bajada y estabilidad para una bicicleta de bikepacking cargada. ¡Nunca olvidéis que este es un factor importante a la hora de viajar!

Por último, y no así menos importante, la ausencia de cámara de aire hace que la rueda sea más liviana. Aunque recordad que para una aventura autosuficiente es importante cargar con el kit de reparación tubeless (inflador, mechas, escariador, sellador) que seguirá pesando igual o más que el kit para cámara de aire. Asimismo, ¡no está de más incluir una cámara de repuesto para un viaje en el kit de reparación en caso de ser necesario!

Pros y contras del tubeless en el Bikepacking

Cicloviajeros reparando pinchadura

Pros

  • Menor probabilidad de pinchazos en tu ruta
  • Mantiene mejor la presión del neumático
  • Mayor agarre y estabilidad en terrenos sueltos
  • Mejor control en subidas irregulares
  • Una rueda más ligera

Contras

  • Seguiremos cargando con kit reparador (líquido sellador, O2, mechas…)
  • Es recomendable llevar una cámara de aire de repuesto
  • Coste extra a la hora de tubelizar
  • Más caro de mantener
  • Mayor dificultad para encontrar líquido sellante y mechas en determinados países
  • Necesitarás rellenar del líquido sellante cada cierto tiempo
  • Con calor (+30º) el líquido sellante puede comenzar a secarse

¿Tubeless o cámara para tu próximo viaje de bikepacking?

Rueda con cubierta tubeless ready

Si bien es verdad que al utilizar un sistema tubeless la rueda puede ser un poco más ligera, el kit de reparación puede ser igual o más pesado que los parches que usarías para reparar la cámara. Además, considera que si el viaje es largo, tendrás que llevar reserva suficiente de líquido tubeless.

Las ventajas serán que podrán pasar semanas, meses e incluso más tiempo sin que sufras un pinchazo. Además de que podrás inflar tus neumáticos a presiones más bajas, lo que mejorará tu tracción y estabilidad cuando te aventures fuera de los caminos pavimentados.

El montado y reparación de los sistemas tubeless requiere una curva de aprendizaje mayor que la de los sistemas con cámara. Antes de aventurarte, es importante familiarizarte con el proceso de reparación y practicar.

A su vez, cabe mencionar que es recomendable probar y asegurarte que tus neumáticos y llantas son compatibles entre sí. El hecho de que ambos indiquen que son “Tubeless Ready” no te garantiza que funcionarán uno con el otro. Actualmente existe cierta variación en los estándares de distintas marcas y no hay como probar.

De esta forma, también valdría la pena tubelizar tus ruedas con suficiente antelación antes de comenzar un viaje. Así podrás comprobar que hay match y que funciona para ti. Por lo contrario, puede que decidas que prefieres quedarte con la cámara de aire de toda la vida. Tal y como dice el refrán “probar de todo y elegir lo mejor”.