Para qué sirve una bicicleta fixie

Para qué sirve una bicicleta fixie
Foto: Bike Punk

Gracias a sus características mecánicas, este tipo de bicicletas es ideal para hacerte más hábil y fuerte como ciclista.

Excelentes como una opción para mejorar tu rendimiento físico y agudizar tus sentidos para mejorar tu conducción. La bicicleta de piñón fijo o bicicleta fixie es un vehículo con el cual te diviertes mientras te transportas.

Para qué sirve una bicicleta fixie
Foto: Medium

Así que olvida toda esa mala fama que le atribuyen a las bicicletas de piñón fijo dentro del ciclismo, porque no es más que un prejuicio infundado. Estas bicicletas no solamente son divertidas, sino que además pueden ayudarte a mejorar tu condición y fuerza.

Razones para usar una bici con piñón fijo

Para qué sirve una bicicleta fixie
Foto: 8bar Bikes

No es de extrañar que a la mayoría de las personas que se montan por primera vez en una bicicleta fixie les invada el desconcierto y algunos otros casos hasta el miedo. Posiblemente se deba al desconcierto que genera el no poder dejar de pedalear mientras la bicicleta está en movimiento o el temor de no saber parar sin frenos, o ambos. Pero el aprender a andar en una fixie tiene muchas ventajas para el ciclista.

Andar en fixie es divertido

Para muchas personas, las bicis con piñón fijo ofrecen una experiencia única y muy diferente. El simple hecho de aprender a andar en fixie resulta divertido al ser algo novedoso. Otra razón es esa conexión que se logra entre el humano y la máquina, que conseguimos entre el movimiento de la bicicleta y nuestras piernas, con una pureza y simplicidad que divierte desde el primer momento.

Se dice que la experiencia de andar con piñón fijo es inigualable

Debido a esa conexión mística entre el ciclista y la bicicleta, se desarrolla un control absoluto de su conducción y un sexto sentido para sentir el camino a través de todo tu cuerpo.

Esto permite sentir directamente la tracción de la rueda trasera y el movimiento de la bicicleta. Desarrollando la habilidad de pedalear con mayor eficacia en condiciones climáticas adversas como: la lluvia, caminos congelados o incluso con barro.

De igual manera, desarrollas un golpe de pedal o cadencia más rápido y elástico, lo que significativamente ayudará a sentar las bases para desarrollar una mejor capacidad de sprint (carrera).

Se desarrollan instintos y habilidades que facilitan una conducción precisa y rápida, evitando muchos malos ratos que, en bicicletas tradicionales es tan común vivir, sobre todo cuando compartes el camino con automotores.

Todo aquel que ha andado en una fixie habrá oído en alguna ocasión esa curiosidad disfrazada de preocupación de algún conocido: “¿Y cómo frenas?” Así como un rechazo casi agresivo a tu cordura: “¡Eso es simplemente peligroso e irresponsable!”

Sin embargo, precisamente el que no cuente con frenos, o que solamente cuente con freno delantero, y la tengas que detener únicamente con la fuerza de tus piernas, te hará estar más alerta y anticipar tus movimientos. Al andar en fixie desarrollas la habilidad de prever los movimientos de los demás usuarios de la vía, siempre estás alerta, no hay espacio para distracciones.

Una bicicleta fixie es muy eficiente

Más allá de la estética, otro de los atractivos de estas máquinas minimalistas es la sencillez de su diseño, construcción y mecánica. Esto las hace sumamente eficientes, ya que solamente tiene lo que necesita para moverse y nada más.

Además de generar muy bajos costos en mantenimiento, el piñón fijo aprovecha mejor la energía que genera el ciclista al pedalear. La bicicleta se siente más ligera, más veloz y confiere un claro sentido de pertenencia y estilo del ciclista.

El estilo juega un papel importante. La elección consciente de la composición del color, el sillín, las ruedas, etc., son expresiones de la personalidad, actitud y convicciones del individuo que la monta. No se trata de modestia, se trata de eficacia al reducir al mínimo los elementos innecesarios para la conducción y conseguir velocidad, aumentando su autenticidad y eficacia cuando se trata de pedalear.

El piñón fijo puede ayudar a mejorar tu condición física

Debido a su principal característica, el piñón fijo, los pedales no dejarán de moverse y no podrás dejar de pedalear mientras la bicicleta esté en movimiento.

A diferencia de una bici de rueda libre o cassette, single speed o con velocidades, las primeras veces que la montes, realmente tendrás que esforzarte para recorrer cada kilómetro. Por eso si quieres desarrollar tu condición física y fuerza en las piernas, una bicicleta de piñón fijo puede ser una excelente alternativa.

Tipos de bicicletas fixies

Un error común es pensar que todas las bicicletas con piñón fijo son iguales. Al igual que con todas las bicicletas, existen bicis para propósitos específicos. Cada una con características que le brindan ciertas prestaciones.

Bicicletas con piñón fijo para la ciudad

Para qué sirve una bicicleta fixie

Bajo peso y menor mantenimiento:

Por su bajo peso y simplicidad en componentes es una alternativa bastante práctica para usar como transporte en la ciudad. Puede resultar más fácil de cargar cuando subes por escaleras; su mantenimiento es mínimo. Son ideales para los trabajadores de servicios de repartidores, bicimensajeros y aquellos que no tienen tiempo de dar mantenimiento a su bicicleta y buscan un transporte confiable.

Geometría:

  1. Presentan un cuadro con ligeras adecuaciones en su construcción que corresponden al uso diario de la bicicleta en la ciudad, es decir, su geometría no presenta un perfil tan aerodinámico como en una bicicleta para pista, respondiendo de esta manera a su necesidad de tener una conducción más relajada, con mejor visibilidad de su entorno y los usuarios con los que comparte las vías.
  2. Además que en muchos casos cuentan con modificaciones necesarias para poder adjuntarle portabultos o racks, guardafangos, luces, etc.
  3. Las punteras son rectas y con las entradas hacia atrás para llevar el piñón fijo. 
  4. La distancia entre ejes es menor a la de una bicicleta de ruta, pero depende de la marca, la talla  y el diseño. 
  5. Cuentan con horquilla recta que le da un menor trail, con todo lo que ello implica.

Ruedas:

  1. También sus cuadros dan algunas opciones de espacio en cuanto al tamaño de cubiertas con las que las puedes equipar, haciendo posible el poder equiparlas con cubiertas un poco más anchas de los 28 mm. 

Transmisión: 

  1. Muchas de las fixies para ciudad se venden con masas flip-flop, que no es otra cosa que la posibilidad de voltear la rueda trasera para convertir con una simple operación a la bicicleta en una bici de rueda libre.

Frenos: 

  1. Así mismo se venden con frenos o al menos el freno delantero 

Bicicletas fixie de pista

Para qué sirve una bicicleta fixie
Foto: State Bicycle Co.

Velocidad pura: 

Su minimalista diseño es insuperable para mejorar la cadencia, porque una vez arrancas, el piñón fijo te obliga a generar mucha cadencia a medida que vas generando velocidad, y al tratarse de bicicletas muy ligeras y ágiles, la velocidad se consigue rápidamente.

Geometría:

  1. Las bicicletas de pista también están diseñadas de manera ligeramente diferente para que sean más aerodinámicas y más eficientes en la carrera. No permiten la implementación de ningún tipo de aditamento. 
  2. Los ángulos más verticales de los cuadros de las bicicletas de pista aumentan la maniobrabilidad mientras mantienen la rigidez. 
  3. La distancia entre sus ejes es de las menores en que se fabrica una bicicleta, siendo menores a la de una bicicleta de ruta (980 mm a 1010 mm) lo que las hace muy veloces pero también “nerviosa” (menos estable) a la conducción. También varía dependiendo de la talla. 
  4. Su horquilla es recta. 

Ruedas:

  1. Las bicicletas de pista tienen el espacio en el cuadro para neumáticos lo más ajustado posible, por lo que la elección de neumáticos en esta bicicleta se limita a los tipos más estrechos disponibles.

Transmisión: 

  1. Únicamente son de piñón fijo.  

Frenos: 

  1. No tienen frenos –y generalmente- ni posibilidades de instalarle un sistema, debido a que en un velódromo todos se mueven en la misma dirección, por lo que no se necesita frenos. E incluso, los frenos se consideran un peligro para la seguridad en las carreras de velódromo.

Bicicletas de ruta con piñón fijo

Para qué sirve una bicicleta fixie
Foto: Profimedia

Mejora tu fuerza: 

Su particular sistema de transmisión la hace ideal para aquellos quienes quieren exigirse más al momento de ascender o recorrer largas distancias, Sin duda una opción para entrenar y ejercitarte como un profesional.

Geometría:

  1. En este caso se utiliza el cuadro de una bicicleta de ruta en el que se le instala el piñón fijo. Por lo que respetará su clásica geometría:
  2. La distancia entre ejes óptima ronda de los 980 mm a los 1010 mm más o menos, dependiendo de marca y modelo.
  3. Horquilla curva que aumenta el trail haciendo la dirección de la bici más lenta de responder pero mucho más estable que su contraparte de pista o ciudad
  4. Sus punteras también son las tradicionales con las entradas -generalmente- en diagonal, lo que puede no ser lo óptimo para soportar el piñón fijo, pero no necesariamente es un impedimento, pues muchos de los amantes del piñón fijo han comenzado con este tipo de bicicletas a pedalear en “fija”.

Ruedas:

  1. Permite opciones de ruedas: de 23 a 28 mm. 

Transmisión: 

  1. Puede permitir masa flip flop,, dependiendo de tus gustos y necesidades. 

Frenos: 

  1. Admite frenos. 

Bicicleta de montaña fixie

Para qué sirve una bicicleta fixie
Foto: Bicycle Rinding

Conducción y equilibrio precisos: 

Una divertida opción para ciclistas que cuentan con mucho control de la bicicleta. Pues al no contar con rueda libre dificulta el poder acomodar los pedales a una posición ideal para librar obstáculos y no golpearlos. Por lo que la conducción de una bicicleta fixie en montaña es una divertida hazaña que sólo a unos cuantos les es posible dominar.

Geometría:

  1. Aunque no es lo más recomendable para lograr controlar un piñón fijo, la utilización de un cuadro de montaña es posible siempre y cuando no presente suspensión alguna, ni el cuadro, ni en la horquilla. Los cuadros clásicos serán lo más cercano a lo adecuado para convertirla en fixie. 

Ruedas:

  1. Permite llantas más anchas de los 32  mm, pero son más pesadas (incluso con dibujo para pavimento) lo que resta velocidad y minimiza el espíritu del piñón fijo.  

Transmisión: 

  1. Permite masa flip flop

Frenos: 

  1. Admite frenos

Rodeadas de una horda tanto de admiradores como detractores. Hoy, las bicicletas fixies siguen latiendo al ritmo de la ciudad, abriéndose camino entre excursiones nocturnas, alley cats y, cuadros resucitados que generan atractivas estéticas con las que ganan el gusto de los ciclistas de todo tipo.

Y  no podría ser de otra forma, pues ¿quién puede parar esta pasión sin frenos, que te lleva a toda velocidad hacia la experiencia de sentir esa conexión íntima entre el ciclista y la bicicleta?