Ciclismo de montaña

6 factores que mejorarán tu técnica en el ciclismo de montaña

Podrás tener la mejor bicicleta de montaña, pero si no tienes técnica no te servirá de mucho. En cambio, si tienes buena técnica podrás dominar los senderos con cualquier MTB. Por esto, es muy importante perfeccionar tu técnica y desarrollar habilidades que te ayudarán a tener un mejor manejo y control de tu bicicleta en cualquier tipo de terreno. Te compartimos seis factores para mejorarla.

1. Desarrolla tu equilibrio sobre la bicicleta

Chica MTB
Foto: Specialized

El equilibrio es una de las primeras habilidades que tendrás que desarrollar. No basta con saber andar en bicicleta. El equilibrio va más allá, es la base para poder desarrollar otras destrezas útiles en la bicicleta.

Empieza a hacer ejercicios de equilibrio abajo de la bicicleta. Mantente con un pie levantado el mayor tiempo que puedas. Cambia de pie para saber de qué lado es mejor tu equilibrio, y saber hacia cuál enfocarte más.

Otro ejercicio es permanecer en cuclillas el mayor tiempo posible. De esta forma desarrollas el equilibrio y además trabajas la resistencia.

Sobre la bicicleta podrás realizar los siguientes ejercicios para desarrollar tu equilibrio:

Haz círculos cerrados sin pisar el suelo

Este ejercicio puede parecer sencillo, pero mientras cierras más los círculos notarás como aumenta la dificultad. Comienza con círculos en sentido de las manecillas del reloj. Después, cambia de sentido. Para darle más variedad a este ejercicio puedes intercalar los sentidos y seguir una trayectoria en forma de ocho.

Muy probablemente notaras que los giros en un sentido se te facilitan más que para el otro. Cuando identifiques el lado donde menos control tengas, será en el que más atención deberás poner para desarrollarlo.

Pedalea en cámara lenta

Otro ejercicio muy básico que te ayudará a mejorar tu equilibrio, es ir sobre la bicicleta e ir avanzando lentamente, como si fueras en cámara lenta. Entre menos te muevas, trabajaras más el equilibrio. Incluso puedes intentar quedarte en un solo lugar, conocido como trackstand.

Realiza estos ejercicios cada que puedas y notarás que tu técnica de equilibrio mejorará considerablemente.

2. Cuida la posición del cuerpo

Foto: Trek

Una buena postura sobre la bicicleta hará que tu manejo y control sean mejores. Hay que tener en cuenta que la posición del cuerpo no es la misma en subida que en bajada, a continuación entraremos en detalle.

La posición del cuerpo en subida

Si vas en un tramo llano, el cuerpo va lo más natural posible, sentado sobre el sillín, sosteniendo el mallar con ambas manos y con los brazos ligeramente flexionados.

Si vas a atacar una colina tu torso deberá ir más cerca al manubrio, con los brazos más flexionados hacia el manillar y los codos hacia las costillas. Con esta posición podrás aplicar mayor fuerza en los pedales y escalarás más rápido. La cabeza va hacia el frente, y si tu bici utiliza dropper asegurate de que el asiento esté a su máxima altura.

Posición del cuerpo durante el descenso

La posición del cuerpo en el descenso es muy importante, de ella dependerá el lograr un buen control y disfrutar de la bajada.

En bajada, tus rodillas van flexionadas ligeramente y los codos van hacia afuera. Procura abrir los brazos lo más posible, pero siempre sosteniendo el manubrio con determinación.

Aquí es donde retoma importancia el equilibrio y la fuerza. La postura del cuerpo durante el descenso demanda coordinación, equilibrio y fuerza. Si no sacas los codos, tu manejo será nervioso y descontrolado. De igual manera, si tu bicicleta cuenta con dropper, asegurate que el asiento se encuentra en la posición más baja.

3. Usa los frenos adecuadamente

Ciclismo de montaña Cross country

Si quieres ser un mejor ciclista de montaña tendrás que saber aprender a usar el freno delantero y trasero de manera independiente.

Lo primero que hay aprender es a dosificar el frenado. Esto evitará el bloqueo total de las ruedas y que pierdas tracción. En terreno plano no hay mucho problema, pero si te encuentras en un descenso el bloqueo de las ruedas puede terminar en perdida total del control.

El freno delantero es el que realmente detiene el movimiento de la bicicleta. Es responsable del 60% – 70% del frenado. Entonces podemos decir que la función principal del freno delantero es detener la bicicleta.

Por su parte, el freno trasero se encarga del 30% – 40% restante de la inercia de la bicicleta. Su función es disminuir la velocidad y te ayuda a controlar el movimiento de la bicicleta.

Recuerda que hay que frenar de manera progresiva. Práctica y fíjate cómo se mueve tu bicicleta, como controlas o pierdes el control al usar los frenos.  Práctica en una zona neutra, que tenga poco riesgo. Entre más conozcas a tu bicicleta mejorarás tu técnica.

4. Aprende a controlar tu respiración

Ciclismo de montaña - Trail

Una buena respiración aplica para cualquier deporte. Para mejorar la respiración debemos elevar la eficiencia del gasto energético en la apertura de las costillas y permitirle al diafragma trabajar sin tensiones adicionales.

Un sencillo ejercicio para mejorar la respiración es ir charlando mientras se rueda. En un principio te puede costar trabajo, pero con el tiempo verás que tu resistencia y respiración mejoran.

Otro truco para mejorar tu capacidad pulmonar, es tomar el manillar de los extremos y expandir el pecho. Hazlo de manera consciente y siente como al inhalar sientes más aire entrando a los pulmones.

5. Desarrolla tu fuerza

Si haces algunos ejercicios para fortalecer los músculos del cuerpo, podrás tener un mejor control de la bicicleta, podrás aguantar más tiempo los descensos largos y te cansarás mucho menos en la ruta.  Te recomendamos realizar rutinas de ejercicios que involucren tu propio peso. Realiza ejercicios constantemente y cuando regresas a la montaña notarás notoriamente la diferencia.

Los ejercicios más apropiados son aquellos ejercicios para fortalecer las piernas. Además, será importante hacer ejercicios que trabajen en tu torso.

6. Aprende a cambiar de velocidad a tiempo

MTB pedaleo de pie

Como lo hemos estado diciendo, todo depende de la práctica que tengas. Así que sal a conocer tu bicicleta. Aprende a usar los cambios, meterlos a tiempo. Notarás que tu técnica mejorará solo por saber usarlos.

Debes de poner en práctica la anticipación para realizar el cambio, así tu cadena no sufrirá los estragos en la aplicación de un mal cambio en plena subida.  Recuerda que lo importante es mantener una cadencia buena, tanto en la bajada como en la subida. No debe ir ni muy apretada ni muy suave. Tampoco deberás forzar el  mecanismo. La mayoría de las cadenas rotas suceden cuando aplicamos un mal cambio.

Si tu bicicleta tiene  20 pasos más /menos, úsalos todos. Pronto verás una mejora en tu técnica.

Estos son factores que, bien aplicados, sin duda mejorarán tu técnica sobre la bicicleta de montaña. Recuerda que la constancia y la perseverancia son importantes para mejor y familiarizarte más con tu bici. Platícanos si mejoraste siguiendo nuestros consejos.