En nuestra vida ciclista nos empezamos a encontrar con términos del ciclismo de montaña y conocimientos que a veces nunca comprendemos del todo. Lo cual puede complicarnos nuestra rodada e incluso no disfrutarla por no ponerle atención a los pequeños grandes detalles. Esto pasa muy a menudo cuando hablamos sobre la altimetría de una rodada.

Por curioso que esto parezca en la mayoría de los eventos nos comparten la altimetría o el desnivel acumulado de lo que será la carrera o paseo. Incluso hemos visto comentarios de concursantes que exigen la altimetría de la rodada. Sin embargo muchas veces no comprendemos completamente lo que esto significa y, cómo su interpretación nos puede ser útil para mejor nuestro rendimiento o incluso saber si estamos preparados para el reto.

Primero hay que tener claro con qué elementos está conformado la altimetría:
Desnivel, desnivel positivo, desnivel negativo y desnivel acumulado:

¿Qué es el desnivel?

El diccionario del Español de México nos dice que “un desnivel es la diferencia de altura que hay en una superficie o entre dos o más de ellas”. En alpinismo se utiliza este término para medir la diferencia entre un lugar y otro más alto o bajo al que se quiere llegar. Esta diferencia de alturas a nivel mundial se da en medida de metros. La información que reúne es esencial para enfrentar a la montaña ya sea, caminando, corriendo o sobre la bicicleta.

Conceptos importantes

  • Desnivel positivo – es la suma de distancias que se acumulan subiendo durante un recorrido
  • Desnivel negativo – es la suma de distancias que se acumulan subiendo durante un recorrido
  • Desnivel acumulado – es la suma del desnivel positivo y del desnivel negativo que hayamos acumulado en determinado trayecto

¿Qué es el porcentaje de inclinación?

No todas las subidas son iguales. Algunas son más pesadas o más inclinadas que otras.
Para poder diferenciarlas podemos determinar su porcentaje de inclinación. Para establecer este porcentaje debes determinar los metros de desnivel por cada 100 metros de desplazamiento lineal.

Es decir:
Debemos dividir la Distancia Vertical (DV), entre la distancia horizontal (DH) y debemos multiplicarlo por 100. ¡Recuerda que DV y DH deberán estar en las mismas unidades, ya sea Km o m!

DV/DH x 100 = % de inclinación

¿Qué considerar para determinar la dificultad de una ruta?

Para poder determinar si una ruta es más difícil que otra es importantísimo prestarle mucha atención al desnivel positivo, puesto este es el que vamos a subir con nuestra bicicleta.

Para poder entenderlo mejor, este ejemplo nos funciona:
Para determinar el desnivel positivo saliendo del punto A con una elevación de 500 y subimos al punto final B, que se encuentra a 1000m de altura, podemos calcular un desnivel positivo de 500 metros.

Ahora consideremos la distancia de la ruta ya que esta puede determinar lo complicado de la ruta.

Suponiendo que subimos el desnivel positivo de 500m en un trayecto de 50 km (50,000m), el desnivel positivo se distribuye en esta distancia dando una una inclinación del 1%.

En cambio, si entre el punto A y el punto B la distancia fuera de 10km (10,000m) y con el mismo desnivel positivo de 500 metros, estaríamos hablando de una inclinación del 5%.

Para tener una mejor perspectiva:

  • 0%: camino completamente plano
  • 1-3%: ligera inclinación, sin mayor complicación
  • 4-6%:inclinación considerable, pero bastante manejable, que puede fatigar en largas distancias
  • 7-9%: comienza a causar estragos en ciclistas avanzados y puede ser difícil para principiantes
  • 10%-15%: comienzan los dolores, especialmente en recorridos largos
  • 16%+: un verdadero reto para ciclistas de todos los niveles

En el ciclismo este desnivel positivo afecta directamente con el ritmo durante la rodada. Pues necesitamos mayor condición o tiempo para lograr la subida, incluso para poder lograr el ascenso siempre sobre la bicicleta. Es por ello importante aprender a leer la altimetría.

Hay que recordar que los desniveles positivos se tienen que sumar y este resultado da el desnivel positivo acumulado. Sí tu ruta al punto A es una subida y después hay una bajada al punto B y después subir al punto C, tienes que sumar la altimetrías del punto A y la altimetría que te marca para llegar al punto C.

La mayoría de las veces en las aplicaciones para guardar distancias de rutas ciclistas ya te da el desnivel positivo acumulado. Pero a veces nos cuesta trabajo leerla, sobre todo sí aún no tenemos claro cómo se define.

Para darte una idea de la dificultad de la ruta según su desnivel positivo; te dejamos esta pequeña tabla que te puede ayudar a decidir si estás preparado para conquistar la ruta a la que deseas ir.

Distancia de rutas MUY CORTAS, hasta 25km

Grado de DificultadDesnivel Positivo Acumulado
BajoMenos de 600m
MedioEntre 600 y 1,000m
Altomás de 1,000m

Distancia de rutas CORTAS, entre 25 y 40km

Grado de DificultadDesnivel Positivo Acumulado
BajoMenos de 1,000m
MedioEntre 1,000 y 1,500m
AltoMás de 1500m

Distancia de rutas MEDIAS, entre 40 Y 60km

Grado de DificultadDesnivel Positivo acumulado
BajoMenos de 1,500m
Medioentre 1,500 Y 2,500m
Altomás de 2,500m